Las 6 historias sexuales más salvajes de la vida de Babe Ruth

Babe Ruth llevó a los Yankees de Nueva York a su primera gloria en las Series Mundiales hace 100 años. Tal vez haya otra superestrella en el béisbol estadounidense que pueda igualar su estatura, popularidad y poder. Sin embargo, el Gran Bambino era tan famoso por sus éxitos en el campo como por su vida fuera de él. Babe Ruth bateaba jonrones, saboreaba perritos calientes y adoraba a las mujeres. He aquí seis oscuras historias sobre la vida sexual del sultán de Swat.

A Babe Ruth le gustaba presumir de su poder sexual

El Gran Bambino tenía mucha confianza en su OTRO bate y nunca se privó de exhibir seguridad en sus proezas sexuales. En muchos casos, Babe Ruth se ponía por delante de los demás alardeando de que era mejor en la cama que la mayoría de los demás hombres y de por qué gustaba más a las aficionadas. Incluso el icono del béisbol lo utilizó para juzgar casi todo en su vida. En una fiesta, una vez se subió encima de un piano y gritó: “Vale, chicas, si no queréis que os folle ahora, ¡podéis iros!”.

Ruth pasó por ‘todas las chicas’ de los burdeles

Ping Bodie, que fue compañero de equipo de Babe Ruth en Nueva York de 1920 a 1921, hizo una vez una sorprendente revelación. Según él, Ruth pasó una vez por “todas las chicas” de un burdel de Filadelfia en dos noches. Lo normal es que hubiera una docena de mujeres trabajando en esos establecimientos en un momento dado. Hubo otra afirmación de este tipo sobre la noche de Ruth en el burdel de St. Louis. Estos informes pintan un cuadro loco de la libido de Babe Ruth.

Las prostitutas arruinaron el matrimonio de Babe Ruth

Según el libro The House That Ruth Built, escrito por Robert Weintraub, el apego de Babe Ruth a las prostitutas de Nueva York obligó a su primera esposa, Helen Woodford, a divorciarse de él. Poco después de que el Bambino fichara por los Yankees de Nueva York, empezó a engañar a su mujer, lo que llevó a la pareja a separarse en 1928.

Weintraub afirma: “A Ruth le solían gustar las prostitutas porque no tenía tiempo ni ganas de cortejar como es debido”.

Juego de sexo durante todo el día y toda la noche

Sus compañeros de equipo de béisbol afirman que, entre 1914 y 1935, Babe Ruth apenas pasaba un día sin entablar “amistad” con una mujer. Tanto las mujeres como el béisbol le atraían por igual. A lo largo de su carrera, las mujeres siempre le pululaban y él iba con ellas sin ninguna “discriminación”.

Babe Ruth llevó una vez a una chica a la habitación de hotel que compartía con uno de sus compañeros de equipo durante un partido fuera de casa. A la mañana siguiente, su compañero de piso le preguntó cuántas veces se habían besado él y su novia. Ruth señaló siete colillas en el cenicero y le dijo: “Cuenta los puros”.

El sexo casi empuja a Ruth a la muerte

Babe Ruth estuvo a punto de morir varias veces debido a sus hábitos sexuales. Después de que Ruth se acostara con una mujer, su marido le persiguió con una pistola en un hotel de Detroit. Una Ruth completamente desnuda salió corriendo del hotel para salvarle la vida. En 1925, se perdió parte de la temporada de los Yankees a causa de la sífilis, una infección sexual bacteriana transmitida por una prostituta. En otro incidente, una mujer le atacó con un cuchillo en un tren abarrotado gritando que Babe la había engañado.

Babe Ruth fue a juicio por ser un playboy

En 1922, el Gran Compañero se enfrentó a problemas legales por sus hábitos mujeriegos. Una trabajadora adolescente de unos grandes almacenes, Dolores Dixon, demandó a Ruth por 50.000 dólares alegando “incumplimiento de promesa”. Afirmó haber concebido un hijo con Babe Ruth. La chica afirma que la violó y luego le propuso matrimonio. Además, declaró que habían quedado numerosas veces para ligar en el coche de él. Este caso llegó a juicio en 1923.

Sin embargo, Babe Ruth dijo que nunca había visto a la chica. Teniendo en cuenta con cuántas mujeres se había acostado, esto podría no ser una pista especialmente sólida de que no había engañado a la chica. Entonces sólo tenía 19 años, lo que la convertía en menor de edad legal por dos años en su región. La gente quería saber si realmente la había agredido sexualmente y si el niño estaba biológicamente emparentado con él.

Más tarde, se descubrió que la chica simplemente necesitaba dinero y se vio motivada a inventar una historia para extorsionar a Babe Ruth debido a su notoriedad como playboy.

¿Qué le parece? Deje su comentario a continuación.

Table of Contents

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Join the Pinstripes Nation!

Your Daily Dose of Yankees Magic Delivered to Your Inbox

You have Successfully Subscribed!

No te pierdas las últimas noticias, rumores y ofertas exclusivas de los Yankees.