Kiner-Falefa pone el récord de robos de junio por encima de vítores y abucheos durante los días de los Yankees

Inna Zeyger
viernes marzo 22, 2024

En 2023, Isiah Kiner-Falefa cambió las tornas a rayas y los aficionados de los Yankees olvidaron los abucheos de 2022 para vitorear su papel de utilitario a rayas. Sin embargo, ha optado por un nuevo comienzo, firmando un lucrativo contrato de dos años y 15 millones de dólares con los Toronto Blue Jays. Su paso por los Yankees fue una montaña rusa, en la que soportó las críticas de los aficionados por sus problemas defensivos en el campocorto al principio, antes de recuperar su apoyo con una gran actuación en varias posiciones.

Aunque algunos recuerden los abucheos de 2022 como su momento decisivo con la camiseta de rayas, Kiner-Falefa prefiere centrarse en los aspectos positivos. A la hora de reflexionar sobre sus dos años con los Yankees, destaca la temporada 2023, en la que emergió como un jugador consistente, demostrando su adaptabilidad defensiva y desempeñando un papel clave en un equipo sumido en la decepción.

Su capacidad para pasar de una posición a otra sin problemas y proporcionar una defensa fiable en todo el diamante es un activo valioso que los Yankees echan de menos ahora, especialmente ante la incertidumbre en torno a su alineación del Día Inaugural.
El momento más destacado de Isiah Kiner-Falefa en su etapa con los Yankees se produjo el 14 de junio del año pasado en un partido contra los Mets. Posicionado en tercera base, Kiner-Falefa aprovechó la distracción de Brooks Raley en el montículo y ejecutó un audaz robo de home plate, una hazaña no lograda por un Yankee en casi siete años.

Reflexionando sobre aquella memorable jugada, Kiner-Falefa expresó su alegría por robar el home durante la intensa rivalidad de las Subway Series, considerándolo un momento culminante que superaba cualquier partido de playoff que hubiera vivido antes.

Kiner-Falefa se ganó a la afición antes de su salida

Kiner-Falefa, que procede de Hawai y creció como seguidor de los Yankees, hizo realidad su sueño de la infancia cuando se incorporó al club como shortstop en 2022 tras un traspaso en marzo. Sin embargo, sus problemas defensivos y su inadecuada pegada le convirtieron en blanco de las críticas de los aficionados.

Isiah Kiner-Falefa, de los Yankees, roba una base durante el partido contra los White Sox el 8 de agosto de 2023, en Chicago.
AP Photo/Erin Hooley

A pesar de perder su puesto de titular durante los playoffs y de que Anthony Volpe tomara el relevo en la temporada siguiente, Kiner-Falefa pasó de ser una figura frustrada a convertirse en un jugador muy querido entre la afición. Su versatilidad como jugador superútil, capaz de ocupar varias posiciones en el interior y en el campo, le granjeó el cariño de los aficionados de los Yankees.

Kiner-Falefa demostró su versatilidad jugando predominantemente en el centro del campo, aunque también hizo apariciones en varias posiciones del campo, excluyendo las de receptor y primera base.

A pesar de las dificultades ofensivas de los Yankees durante su mandato, Kiner-Falefa demostró ser un colaborador fiable, demostrando un contacto consistente en el plato, lo que era una rareza dentro de la alineación del equipo. Aunque su rendimiento ofensivo no fue excepcional, mantuvo un sólido nivel de juego con un OPS de .646 en 113 partidos.

Kiner-Falefa agradeció su paso por los Yankees, que consideró una bendición en su carrera. Reconoció las inestimables experiencias adquiridas e hizo hincapié en el acelerado proceso de aprendizaje que experimentó mientras jugaba en Nueva York. Además, destacó la oportunidad de aprender de sus compañeros de equipo, lo que enriqueció aún más su desarrollo durante su etapa de dos años en el equipo.

Isiah Kiner-Falefa, de los Yankees, durante el partido contra los White Sox el 8 de agosto de 2023, en Chicago.
NYY

Isiah Kiner-Falefa se une a un equipo joven de los Blue Jays en el que es probable que tenga más minutos de juego. Aunque ha estado practicando diferentes posiciones, los indicios apuntan a que se asentará como tercera base titular.

Durante una reciente sesión de entrenamiento primaveral, Kiner-Falefa y otro jugador (Eduardo Escobar) se turnaron para lanzar bolas a la tercera, lo que recordaba a una práctica de doble juego de los neoyorquinos. Esto insinúa aún más su posible papel.

Echando la vista atrás a la temporada anterior, Kiner-Falefa reconoce los momentos positivos, pero también los tramos con menos tiempo de juego. Ahora, está claramente entusiasmado con la oportunidad de ser un colaborador habitual en la alineación, subrayando la importancia que tiene para él.

¿Qué le parece? Deje su comentario a continuación.

Table of Contents

Artículos Relacionados:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Join the Pinstripes Nation!

Your Daily Dose of Yankees Magic Delivered to Your Inbox

You have Successfully Subscribed!

No te pierdas las últimas noticias, rumores y ofertas exclusivas de los Yankees.