La señal de Cole desde el banquillo de los Yankees ayuda a Luis Gil a anular el tráfico de bases

Yankees' Luis Gil pitches and inset Gerrit Cole giving him signals from the dugout. New York. May 23, 2024.

Gerrit Cole, el as de los Yankees, está aprovechando al máximo el tiempo que lleva lesionado como mentor de los brazos jóvenes del equipo. Su magisterio quedó patente en la victoria por 5-0 de los Yankees sobre los Mariners el jueves, cuando ayudó a Luis Gil a salir del atasco y derrotar al tráfico de Seattle en las bases.

El as de los Yankees, de 32 años, apartado desde abril, ha sido una presencia constante en el banquillo, ofreciendo orientación a sus compañeros más jóvenes con su gran experiencia de una década en las mayores y un Premio Cy Young.

El jueves contra los Marineros de Seattle, la tutoría de Cole pareció dar sus frutos para el titular Luis Gil. El diestro de 24 años realizó una salida estelar, permitiendo sólo un hit y dos bases por bolas, y ponchando a ocho en 6 1/3 entradas.

En la sexta, con dos corredores y dos outs, las cámaras de televisión captaron al as de los Yankees haciendo un gesto hacia el primera base Anthony Rizzo mientras Luke Raley trabajaba una cuenta de 1-2. Aunque el mensaje no era audible, parecía dirigido a mantener la compostura de los jugadores de campo.

Momentos después, Luis Gil ponchó a Raley para salir del atasco.

Luis Gil, una revelación para los Yankees de 2024

Mientras los Yankees esperan el regreso de Cole, su papel de líder proporciona un recurso inestimable. Con un pedigrí de Cy Young y una reputación de superar a los bateadores, sus conocimientos podrían resultar cruciales mientras Nueva York atraviesa una etapa difícil sin su as de plantilla.

El lanzador de los New York Yankees Luis Gil lanza durante la segunda entrada del partido de béisbol contra los Seattle Mariners en el Yankee Stadium el jueves 23 de mayo de 2024, en Nueva York.
AP Photo/Seth Weni

El papel de un quinto titular es a menudo una ocurrencia tardía para los equipos de las grandes ligas: mantener al equipo en el partido, darles una oportunidad de ganar y mantenerse sanos para evitar sumergirse demasiado en la rotación.

Es una prioridad secundaria, ya que los equipos rara vez despliegan más de cuatro titulares en la postemporada. Los propios Yankees utilizaron sólo tres en su carrera hacia el título de 2009: CC Sabathia, A.J. Burnett y Andy Pettitte.

Pero Luis Gil está destrozando esas modestas expectativas. El diestro de 24 años se ha convertido en un legítimo aspirante a Novato del Año de la AL y en un posible candidato al All-Star por Nueva York.

Cuando el as Gerrit Cole cayó lesionado en el codo, el pánico exterior sobre la rotación de los Yankees fue palpable. Sin embargo, todos los titulares han cumplido, con Luis Gil a la cabeza. Aparte de una salida puntual en un partido doble, Nueva York ha confiado en los mismos cinco brazos, lo que ha proporcionado una estabilidad bienvenida. El ERA de 2,85 de la rotación es una gran mejora respecto a la marca de 4,44 de la temporada pasada.

Luis Gil ha sido una fuerza motriz, con una ERA de 2,68 y 56 ponches en 47 entradas. Su aparición suaviza el golpe de la ausencia de Cole y alivia las preocupaciones sobre las perspectivas de campeonato del equipo.

Lo que antes era un motivo de preocupación se ha convertido en una fuente de confianza para los Yankees, que están obteniendo un brillo inesperado de su quinto titular. En su lucha por los playoffs, la irrupción de Luis Gil puede resultar muy valiosa.

Mientras los Yankees de Nueva York navegan por la ausencia de Gerrit Cole, ha surgido un improbable as en Luis Gil, según el manager Aaron Boone.

Según Boone, el diestro de 24 años ha estado a la cabeza del grupo, permitiendo sólo un infield hit a J.P. Crawford en 6 1/3 entradas de un solo hit contra los Marineros de Seattle. Aaron Judge describió la actuación como “un placer para la vista” desde su posición ventajosa en el centro del campo, señaló Boone.

“Tiene un talento increíble, un gran techo y está cumpliendo”, dijo Boone sobre Luis Gil.

Los Yankees habían vislumbrado su capacidad cuando hizo seis salidas en agosto y septiembre de 2021, recordó Boone. En esas 29 1/3 entradas, Luis Gil permitió 20 hits, siete menos de los que ha cedido en 55 1/3 entradas en lo que va de temporada y a medio camino del máximo de su carrera de 108 2/3 en 2021.

Tras la operación Tommy John del año pasado, Luis Gil también se encuentra en medio de un tramo histórico de lanzamientos, señaló Boone. Tras ponchar a 14 contra los Medias Blancas, cuando se refirió a Cole como “su profesor”, amplió la racha de los Yankees a 11 salidas consecutivas permitiendo dos carreras o menos y lanzando al menos cinco entradas.

El éxito de Luis Gil se debe a un mejor dominio de la zona de strike, explicó Boone. Contra los Mariners, un equipo en torno a la media de la liga en cuanto a paseos, lanzó 65 de 98 lanzamientos para strikes y alcanzó las 97 mph en un strikeout para terminar la sexta tras un par de pases libres.

Boone dijo que Luis Gil fue mejorando cada vez más en su desarrollo.

Mientras los Yankees de Nueva York navegan por la recuperación de la lesión de Gerrit Cole, la aparición de Luis Gil como titular de primera línea ha supuesto un bienvenido impulso, según el entrenador Aaron Boone.

Boone explicó que el éxito de Luis Gil permite a los Yankees evitar precipitar el regreso de Cole o fijar un plazo concreto para su vuelta, alejándose así de los días en que los aficionados y otros clamaban por alternativas como Dylan Cease, Jordan Montgomery y Blake Snell.

Mientras tanto, no parece que haya límites para Luis Gil, a diferencia de las “Reglas de Joba” implantadas en 2007 para Joba Chamberlain, que finalmente pasó a un papel de relevo tras unos resultados desiguales como titular, señaló Boone.

Luis Gil, de los Yankees, grita durante su lanzamiento contra los Astros en el Yankee Stadium el 8 de mayo de 2024.
X-NYY

Luis Gil atribuyó su éxito a “estar centrado en lo que tengo que hacer ahí fuera, salir y ejecutar un plan de ataque”, relató Boone a través de un traductor. el novato de los Yankees agradeció el apoyo del equipo, diciendo: “Una combinación de muchas cosas diferentes me ha llevado a esto”.

Se trata de una ERA de 0,59 en las últimas cinco salidas de Luis Gil, más de dos meses después de que regresara de las ligas menores del complejo de entrenamiento de primavera tras la repentina lesión de Cole, según explicó Boone.

Aunque Cole se dirigirá a Florida para enfrentarse de nuevo a los bateadores y probablemente necesitará unas cuantas salidas de rehabilitación, Boone dijo que los Yankees se “subirán a la ola de Luis Gil y verán adónde les lleva”. Boone añadió: “Haremos lo que tengamos que hacer, lo que creamos que es mejor para el equipo y para todos los implicados. En el calendario del béisbol, eso aún está a años luz”.

Boone reveló que la próxima oportunidad de Luis Gil para otra salida dinámica tendrá lugar dentro de cinco días en la Costa Oeste.

El dominio de Luis Gil ha proporcionado a los Yankees una valiosa profundidad de rotación mientras navegan por los plazos de recuperación de Cole. Boone hizo hincapié en el compromiso del equipo de manejar la situación con prudencia, permitiendo que Luis Gil siga prosperando sin precipitar el regreso de Cole prematuramente.

¿Qué te parece? Deja tu comentario a continuación.

Table of Contents

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Join the Pinstripes Nation!

Your Daily Dose of Yankees Magic Delivered to Your Inbox

You have Successfully Subscribed!

No te pierdas las últimas noticias, rumores y ofertas exclusivas de los Yankees.