Michael Kay advierte a los Yankees sobre el “indefendible” vitriolo de Cashman contra los aficionados

Yankees long-time voice Michael Kay and GM Brian Cashman

La auto-defensa de Brian Cashman en Scottsdale, AZ, con un ‘pretty f-king’ despotricando contra los críticos y aficionados de los Yankees no ha sentado nada bien a Michael Kay, la voz de los Yankees desde hace mucho tiempo. El locutor, que a menudo fue criticado por apoyar a Cashman, criticó la diatriba del GM de los Yankees diciendo que cruzó líneas.

Kay dijo en su programa de radio de ESPN Nueva York el miércoles por la tarde que no creía que un ejecutivo de un equipo, especialmente un veterano GM y hombre respetado en el negocio del deporte, debiera haberse presentado de esa manera. Dijo que la forma airada y contenciosa en que Cshman se dirigió a él era muy, muy cuestionable.

“No creo que un ejecutivo de un equipo, especialmente un vicepresidente, veterano GM, tipo respetado en el negocio, debiera haberse comportado de esa manera”, dijo Kay el miércoles. “Puedes llamarme el viejo en el césped, gritando a las nubes… Pero como ejecutivo, estás representando a una de las marcas más grandes de todo el mundo, ¿y estás soltando f-bombas y B.S. y cosas así? No es una buena mirada para Brian. Olvídate de lo que dijo, creo que es muy, muy cuestionable la forma airada y polémica en que lo hizo”.

El locutor de radio señaló que, aunque las conversaciones entre periodistas y directivos del equipo pueden ser acaloradas en privado, la diatriba de Cashman contra los aficionados ante las cámaras no tiene precedentes. Kay continuó diciendo que nunca en su vida había oído hablar así a un directivo de un equipo. Dijo que Cashman había cruzado líneas que nunca se habían cruzado antes y que ayer no era una forma honorable de criticar a los medios de comunicación o a los aficionados o a tus críticos.

Añadió que un ejecutivo de los Yankees no debería haber hablado así públicamente y que no debe tener ese tipo de boca cuando la cámara está rodando. Kay declaró que no era una buena imagen para los Yankees de Nueva York y que la forma en que Cashman habló ante las cámaras era indefendible.

“¿Alguna vez en tu vida has oído a un ejecutivo de un equipo hablar así?… Cruzó líneas que nunca antes se habían cruzado. Ayer no fue una forma honorable de criticar a los medios o a los aficionados o a tus críticos”, continuó la voz de los Yankees. “Un ejecutivo de los Yankees no habla así en público, no utiliza improperios como esos, no tiene ese tipo de boca cuando la cámara está rodando. No es una buena imagen para los Yankees de Nueva York… Es indefendible la forma en que habló ante las cámaras”.

El GM de los Yankees Brian Cashman y la voz de los Yankees Michael Kay

El presentador de ESPN exige a los Yankees que frenen a Cashman

Don La Greca, de ESPN New York, expresó el martes el sentir de muchos aficionados, estableciendo un paralelismo entre el apasionado arrebato de Brian Cashman y la crítica anterior de Evan Neal a los aficionados en octubre. La Greca apeló entonces al propietario de los Yankees, Hal Steinbrenner, para que interviniera.

En su profanidad cargada de preguntas y respuestas, Cashman expresó su firme apoyo al departamento de análisis de los Yankees, afirmando que es el más pequeño de la AL Este. Citó las lesiones como motivo del cuarto puesto final del equipo y de su fracaso en la postemporada, al tiempo que defendía los traspasos anteriores, incluidos los de Joey Gallo, Sonny-Gray y Frankie Montas, que habían dado malos resultados.

La Greca sugirió que Steinbrenner debe mostrar su preocupación por la afición de los Yankees y debería tener una conversación con Cashman diciéndole que el tono y la forma de dirigirse a los medios y a los aficionados por parte del GM de los Yankees eran inapropiados.

La Greca acusó a Cashman de arrogancia y falta de respeto hacia la afición. Señaló que, aunque entendía que Cashman pudiera tener frustraciones personales y sentirse informado, como empleado de los New York Yankees, su papel era vender entradas y relacionarse con la afición de forma respetuosa. La Greca sugirió que los comentarios de Cashman implicaban que la afición no era lo suficientemente inteligente como para comprender las decisiones del equipo, lo que consideró una falta de respeto.

La diatriba de Cashman contra los medios y los aficionados de los Yankees

El GM de los Yankees acusó apasionadamente a los medios de comunicación de llevar a cabo una caza de brujas, negando rotundamente la validez de las acusaciones y atribuyendo las denuncias a antiguos empleados descontentos. En su polémica diatriba, uno de los argumentos más absurdos de Cashman fue su defensa del canje impulsado por los análisis por Joey Gallo, posiblemente una de las decepciones comerciales más significativas de la historia de los Yankees, al destacar que los Dodgers y los Twins también le dieron oportunidades después.

Los aficionados de los Yankees protestan con carteles de FIRE CASHMAN durante la temporada 2023.
Twitter

Responsabilizó a la lesión de Aaron Judge del descarrilamiento de la temporada, pero no aceptó la responsabilidad por la falta de poder ofensivo en la plantilla para sostener al equipo. Judge participó en 305 partidos de temporada regular en 2021 y 2022.

Kevin Manahan comparó la interacción con Brian Cashman a un chequeo de bienestar de un paciente con demencia, indicando que no fue un intercambio típico o coherente entre Cashman y los medios de comunicación durante las Reuniones anuales de GM.

Al final, dejó claro que no se vislumbran cambios significativos, como exigen los aficionados de los Yankees. El desafío de Cashman envía el mensaje de que las peticiones de los aficionados no serán atendidas. Independientemente de los abucheos, el seguro GM tiene un mensaje directo: Sigan apoyando al equipo, vean sus partidos en YES, y dejen que él se encargue del resto.

Cashman justificó el traspaso de Joey Gallo, haciendo hincapié en el deseo de lograr una alineación zurda equilibrada. Sin embargo, fue Cashman quien creó inadvertidamente un desequilibrio al añadir repetidamente bateadores diestros y menos atléticos a la plantilla, centrándose en movimientos individuales en lugar de en la composición general del equipo.

Cashman explicó que una de las razones para adquirir a Gallo fue el respaldo de su antiguo compañero en los Rangers Rougned Odor, que se había unido recientemente a los Yankees. Esta decisión sugirió que los Yankees estaban dispuestos a confiar en las voces que apoyaban a Gallo, a pesar de que algunos creían que podría tener problemas en Nueva York.

Durante más de dos décadas, los medios de comunicación han sido relativamente indulgentes con Cashman. Sin embargo, esta temporada baja marca un cambio en el que sus errores están siendo escudriñados. Bajo su liderazgo, es poco probable que se materialicen cambios significativos.

¿Qué le parece? Deje su comentario a continuación.

Table of Contents

Artículos Relacionados:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Join the Pinstripes Nation!

Your Daily Dose of Yankees Magic Delivered to Your Inbox

You have Successfully Subscribed!

No te pierdas las últimas noticias, rumores y ofertas exclusivas de los Yankees.