Los Yankees tienen la difícil tarea de cambiar el guión sanitario después de que las lesiones mermaran el 70% de su plantilla en 2023.

Jasson Dominguez in his New York Yankees uniform, standing confidently on the baseball field, representing the team's top prospect according to Major League Baseball rankings.

Cuando los Yankees de Nueva York comenzaron su entrenamiento de primavera de 2024, los recuerdos de la temporada 2023, plagada de lesiones, se cernieron sobre ellos. El asombroso gasto de 82.093.459 dólares del equipo en jugadores lesionados, unido a los 28 jugadores que pasaron un total de 2.154 días en la lista de lesionados, puso de manifiesto la gravedad del problema. De hecho, los problemas de los Yankees con las lesiones se han convertido en una constante, empañando su rendimiento en el campo y suscitando preocupación sobre sus perspectivas de futuro.

Cole pide que la pretemporada se centre en la prevención de lesiones

Gerrit Cole, el lanzador estrella de los Yankees, expresó las frustraciones del equipo, reconociendo la acuciante necesidad de mejorar en lo que respecta a sus problemas de lesiones. Reflexionando sobre los contratiempos de la temporada anterior, Cole hizo hincapié en la vulnerabilidad del equipo a las lesiones y subrayó la necesidad imperiosa de mejorar su capacidad de recuperación.

“Esto ya no es como antes”, dijo Cole. “Incluso hace unos 10 años, cuando yo empecé, los chicos llegaban a los entrenamientos de primavera y los utilizaban como una rampa de lanzamiento. Ahora hay un mayor nivel de intensidad mucho antes. Eso obliga a exigir al jugador que aumente el depósito, la capacidad y la tolerancia en la temporada baja. Ese será tu objetivo número uno.

A lo largo de su carrera, Cole ha encarnado la durabilidad, saltando al terreno de juego temporada tras temporada. Como vigente ganador del Premio Cy Young de la Liga Americana, ha jugado un mínimo de 30 partidos como titular y ha lanzado más de 180 entradas, superando a menudo la marca de 200 entradas, en cada una de las seis últimas temporadas completas. Cole atribuye su capacidad para mantener este riguroso calendario a su enfoque proactivo durante la temporada baja, mucho antes del comienzo de los entrenamientos de primavera.

“Desde el punto de vista personal, mi objetivo es poder participar en el mayor número posible de partidos. Siempre hay aspectos en los que se puede mejorar. Siento que ha habido un enfoque añadido, especialmente con algunas de las conversaciones que he tenido por aquí, que ha sido un área de atención para muchos de nuestros jugadores.”

Las continuas lesiones de los Yankees

La temporada 2023 se desarrolló como una letanía de contratiempos para los Yankees, con jugadores clave marginados por diversas dolencias. La ausencia de tres quintas partes de la rotación titular prevista, incluidos lanzadores notables como Frankie Montas y Carlos Rodon, obstaculizó significativamente la competitividad del equipo. A medida que los Yankees se embarcan en una nueva temporada, el fantasma de las lesiones sigue proyectando una sombra, aunque atenuada por un cauto optimismo y medidas proactivas para mitigar el riesgo.

Aunque hasta ahora los Yankees han evitado lesiones importantes en los primeros días de los entrenamientos de primavera, el fantasma de las temporadas pasadas se cierne sobre ellos. Scott Effross, que se recupera de una operación Tommy John, sufrió un contratiempo con una lesión de espalda, mientras que el receptor titular José Treviño se resintió de una distensión en la pantorrilla. A pesar de estos contratiempos, los Yankees se mantienen alerta, aprovechando los conocimientos adquiridos en una prolongada temporada baja para reforzar la preparación física de sus jugadores.

Para jugadores como Rodón, la pretemporada ha sido un periodo de introspección y transformación. Los jugadores se deshacen del exceso de peso y adoptan rigurosos regímenes de entrenamiento para fortalecerse contra los rigores de la próxima temporada. Cole, un dechado de durabilidad a lo largo de su carrera, subraya la importancia de la preparación fuera de temporada para garantizar un rendimiento sostenido y la longevidad en el campo.

Sin embargo, los retos a los que se enfrentan los yankees van más allá de los esfuerzos individuales y se extienden a iniciativas colectivas destinadas a fomentar una cultura de resiliencia y responsabilidad. Brian Cashman, director general de los Yankees, subraya el imperativo de fortificar al equipo contra futuros contratiempos, haciendo hincapié en la necesidad de un enfoque integral de la prevención y gestión de lesiones.

A medida que los Yankees se embarcan en su búsqueda de la redención en la temporada 2024, el fantasma de las lesiones se cierne sobre ellos, un recordatorio constante de las tribulaciones pasadas y las incertidumbres futuras. Sin embargo, en medio de las pruebas y tribulaciones, existe un rayo de esperanza: la determinación colectiva de enfrentarse a la adversidad y salir fortalecidos, unidos en pos de una aspiración común: la gloria del campeonato.

¿Qué te parece? Deja tu comentario a continuación.

Table of Contents

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Join the Pinstripes Nation!

Your Daily Dose of Yankees Magic Delivered to Your Inbox

You have Successfully Subscribed!

No te pierdas las últimas noticias, rumores y ofertas exclusivas de los Yankees.