El jonrón de Alex Verdugo enciende a los ‘Bronx Dawgs’ y agita el mejor arranque de los Yankees en 20 años

Alex Verdugo reacts after hitting a home run during the Yankees 3-2 win vs. the Marlins at Yankee Stadium on April 9, 2024.

Los Yankees de Nueva York no sólo han empezado fuerte la temporada, sino que han iniciado una tendencia de celebración subrayada con un tema “dawg” gracias al jardinero Alex Verdugo. El martes, este frenesí alcanzó un nuevo nivel y añadió una locura de ladridos de celebración.

Alex Verdugo ha encendido un fenómeno lúdico desde que bautizó al equipo de los Yankees como los “Bronx Dawgs” tras su dominante barrida en cuatro partidos en Houston. En el partido contra los Marlins, hizo una exhibición más pronunciada de ello luciendo una camiseta gris personalizada con el logotipo “Bronx Dawgs”. La imagen captó perfectamente la camaradería y el espíritu lúdico del equipo.

Esta etiqueta desenfadada ha cobrado vida propia, y los compañeros de equipo de Alex Verdugo prorrumpen en un coro de ladridos desde el banquillo cada vez que batea un jonrón. Tras la victoria por 3-2 del martes por la noche sobre los Marlins de Miami, el jugador se deleitó con la entusiasta celebración del equipo tras su cuadrangular decisivo en la segunda entrada.

Los Yankees, que actualmente ostentan el mejor récord de la Major League Baseball con 10-2, cuentan con un monstruo ofensivo que incluye a superestrellas como Aaron Judge, Juan Soto y Anthony Rizzo. Alex Verdugo, perfectamente integrado en la alineación, se ha convertido en otra potente arma de su arsenal.

Alex Verdugo celebra después de batear un jonrón durante la victoria de los Yankees 3-2 contra los Marlins en el Yankee Stadium el 9 de abril de 2024.
NYY

“Cuando oigo ladrar a mis compañeros, especialmente a Rizzo con su ‘Arf, arf, arf’, es muy divertido”, dijo.

El jonrón de Alex Verdugo encendió no sólo el marcador, sino también el banquillo. Giancarlo Stanton y Anthony Rizzo estaban entre los que aullaban de alegría, añadiendo a la atmósfera alegre que ejemplifica el fuerte comienzo de los Yankees. Esta celebración única no sólo honra los grandes éxitos de Alex Verdugo, sino que también subraya el sentido de unidad y hermandad dentro de los Bombarderos del Bronx.

Alex Verdugo añade nueva energía a la plantilla de los Yankees

Su jonrón solitario hacia el jardín derecho provocó un “alboroto” entre sus compañeros de equipo, haciéndose eco de una tradición que él mismo inició en Arizona cuando conectó su primer jonrón con los Yankees.

“Me encanta. Me encanta”, dijo el jugador sobre la celebración. “Cada vez que oigo ladrar a los compañeros… es muy divertido. Ellos corren con ello y a nosotros nos encanta”.

Alex-Verdugo-new-york-yankees
X-NYY

El recién llegado de los Yankees de Nueva York, Alex Verdugo, no sólo está contribuyendo con bateos oportunos, sino que también está inyectando un poco de diversión desenfadada en el clubhouse de los Bombarderos del Bronx. A pesar de un modesto promedio de bateo de .220 y 5 carreras impulsadas, sus dos decisivos jonrones han contribuido a que los Yankees tengan un récord de 10-2, el mejor de la liga.

Alex Verdugo, adquirido a los Medias Rojas de Boston, disfruta en el electrizante ambiente del Yankee Stadium, sobre todo cuando sus compañeros de equipo prorrumpen en un coro de ladridos tras sus jonrones. “A quién no le gusta un buen ladrido, ¿verdad?”, dijo con una sonrisa, disfrutando claramente de la camaradería.

No es la primera experiencia de Alex Verdugo adaptándose al entorno de un nuevo equipo. Drafteado por los Dodgers de Los Ángeles en 2014, debutó en 2017 antes de ser traspasado a los Medias Rojas en el taquillero acuerdo con Mookie Betts en 2020. La temporada pasada en Boston, Alex Verdugo tuvo números sólidos con un promedio de .264, 13 jonrones y 54 carreras impulsadas, pero enfrentó algunos problemas disciplinarios que le valieron críticas de su manager Alex Cora.

Alex-Verdugo-new-york-yankees
AP

Sin embargo, la transición a los Yankees ha sido perfecta para Alex Verdugo. Ya conocía y respetaba a muchos de sus nuevos compañeros de equipo de anteriores encuentros en el campo. Desde el principio, se sintió acogido y animado a ser su auténtico yo, lo que ha permitido que florezca la enérgica personalidad de Alex Verdugo.

“Incluso durante los primeros 10 días, hubo un par de buenos bateos en los que sentí que mi swing funcionaba. Sólo estaba fallando con la bola”, dijo Alex Verdugo. “Siempre he sido un tipo que hace contacto y a veces es un poco difícil porque hago un contacto débil si no voy bien. Creo que lo más importante fue confiar en el proceso, confiar en que puedo dejar que la pelota viaje. Ahora estamos empezando a ver algunos resultados y muchos mejores swings”.

La celebración de los ladridos tiene una divertida historia, según Alex Verdugo. Lo describió juguetonamente como una progresión de un “bebé chihuahua” a una raza más grande. Esencialmente, el tamaño del ladrido refleja la contribución del jugador, con mayores logros que provocan un ladrido más feroz. Este enfoque desenfadado se suma a la atmósfera positiva que rodea el éxito de los Yankees a principios de temporada.

Las jugadas impactantes y el entusiasmo contagioso de Alex Verdugo están demostrando ser activos valiosos para los Yankees. Su capacidad para adaptarse a una nueva cultura de equipo, añadiendo al mismo tiempo su propia chispa única, ha contribuido de forma demostrable al temprano dominio del equipo.

¿Qué le parece? Deje su comentario a continuación.

Table of Contents

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Join the Pinstripes Nation!

Your Daily Dose of Yankees Magic Delivered to Your Inbox

You have Successfully Subscribed!

No te pierdas las últimas noticias, rumores y ofertas exclusivas de los Yankees.