El capitán apuesta por Austin Wells como batería de Gerrit Cole desde el primer día

austin-wells-new-york-yankees
John Allen
lunes febrero 19, 2024

Los entrenamientos de primavera se están calentando, y una de las historias más intrigantes para los Yankees gira en torno al receptor Austin Wells. Con el veterano José Treviño aparentemente bloqueado como el backstop titular, y varios otros receptores compitiendo por el tiempo de juego, el joven de 24 años se enfrenta a un posible obstáculo: asegurar un lugar en la lista el día de apertura.

Han surgido rumores de un cambio de posición, lo que sugiere que Austin Wells podría utilizar su destreza ofensiva en otra posición, aliviando el atasco detrás del plato. Esta propuesta llegó incluso a oídos del seleccionador Aaron Boone tras el entrenamiento del domingo. Sin embargo, Boone fue inequívoco en su respuesta: la organización sigue centrándose firmemente en el desarrollo de las habilidades de recepción de Wells.

Boone mencionó que Austin Wells ha progresado mucho defensivamente como receptor y también ha mostrado habilidades ofensivas. Reconoció la familiaridad del receptor con la plantilla de lanzadores del equipo y destacó los progresos que había realizado tras ser convocado el año pasado. Boone subrayó que, por el momento, prefieren no cargarle con responsabilidades adicionales.

Austin Wells, prospecto de los Yankees de Nueva York
fotosbymadison13

Boone comentó además que Austin Wells posee la capacidad atlética necesaria para desempeñar diversas funciones, lo que apunta a que la polivalencia podría ser una opción en el futuro. Sin embargo, hizo hincapié en que la prioridad actual del receptor novato es concentrarse en familiarizarse con el cuerpo de lanzadores del equipo y mejorar sus habilidades como receptor.

Austin Wells, a punto para Cole

El pasado mes de septiembre, Austin Wells probó suerte en las grandes ligas junto a su compañero Jasson Domínguez. Si bien al principio su bate se debilitó, terminó con fuerza, lanzando tres jonrones en sus últimos cinco partidos y registrando un respetable promedio de .229 y un porcentaje de slugging de .486.

Pero para Austin Wells, asegurarse un codiciado puesto en la lista del Día Inaugural depende de algo más que de su acierto. Su verdadera prueba está detrás del plato, concretamente en su capacidad para enfrentarse al exigente cuerpo de lanzadores de los Yankees de Nueva York, en especial al as Gerrit Cole.

Cole, conocido por sus preferencias, confió inicialmente sólo a José Treviño la recepción de sus lanzamientos. Tras la lesión de Trevino, entró en escena Ben Rortvedt. Ahora, con sólo dos receptores actualmente en la lista, la puerta sigue abierta para uno más.

Para Up To Opening Cole Task, la clave reside en generar confianza con Cole y los demás titulares. El seleccionador Aaron Boone hizo especial hincapié en ello durante su primera sesión de entrenamiento, insinuando el papel crucial que desempeña en el futuro del joven receptor.

Boone mencionó que fue la primera experiencia de Austin Wells en una sesión de bullpen con Cole. Expresó su intención de ofrecer también a Wells oportunidades de jugar junto a Cole. Boone reconoció la amplia experiencia de Carlos Narváez como receptor de Cole durante la primavera anterior y la temporada posterior. Como se espera que Trevino se pierda las primeras semanas de partidos debido a una lesión, Boone planea rotar a los receptores durante los primeros entrenamientos de primavera para que todos se familiaricen. Austin Wells comenzó esta rotación, la captura de Cole bullpen sesión.

Con la confirmación por parte de Aaron Boone de que la lesión de José Treviño en la pantorrilla le dejará fuera de juego durante unas semanas, el joven receptor Austin Wells se convierte en el centro de atención. Este acontecimiento imprevisto cambia el panorama de los receptores en el Día Inaugural, creando una oportunidad de oro para que Wells y otros aspirantes muestren sus habilidades.

El propio Boone reconoció la sólida posición de Austin Wells en la competición. Tras haber trabajado duro durante el invierno y haber demostrado una gran dedicación en los entrenamientos de primavera -a diferencia de la ausencia por lesión del año pasado-, Wells se ha colocado de lleno en la conversación por un puesto en el roster.

Sin embargo, hablar es barato. La verdadera prueba llega este sábado 24 de febrero, cuando los Yankees se enfrentan a los Tigres de Detroit en su primer partido de entrenamiento de primavera. Esto representa una etapa crucial para que Austin Wells exponga su caso, demuestre su desarrollo y demuestre que está listo para manejar las exigencias de las Grandes Ligas.

Austin Wells impresiona a Cole: ¿Podrá el joven aguantar el calor?

austin-wells-new-york-yankees
newsday

Gerrit Cole, el as de los Yankees y seis veces All-Star, ha puesto sus ojos en el receptor novato Austin Wells. Tras una reciente sesión en el bullpen, Cole habló con el Daily News, y sus elogios sonaron altos y claros. Alabó la compostura de Austin Wells, su atención al detalle y su gran capacidad para dirigir el juego, y añadió: “Es, sin duda, un individuo brillante”.

Pero la verdadera prueba está por llegar. Cole reveló que Austin Wells tendrá la oportunidad de verle en un partido real durante los entrenamientos de primavera, una oportunidad que se presenta por la lesión en la pantorrilla de Trevino que le tiene apartado de los primeros partidos de exhibición. Este es el momento de Austin Wells para brillar, junto a otros aspirantes que compiten por un puesto en la lista.

Sin embargo, atrapar a Cole no es para los débiles de corazón. Rortvedt, que sustituyó a Trevino tras su operación de muñeca la temporada pasada, puede dar fe de las exigencias. Cole es conocido por ser vocal y exigente, esperando lo mejor de su defensa. Pero, como subraya Cole, estas duras interacciones forman parte del juego. Como cualquier entrenador que empuja a sus jugadores a superarse, Cole empuja a sus receptores a dar lo mejor de sí mismos, buscando esa armonía perfecta en el montículo.

austin-wells-new-york-yankees
Charles Wenzelberg/NYP

“Cuando ve algo, te lo hace saber, lo cual es impresionante”, dijo Rortvedt la temporada pasada. “Eso es todo lo que puedes pedir, transparencia. He aprendido mucho de él sobre lanzamientos”.

“Cuando tienes convicción detrás de lo que piensas y de lo que lanzas, simplemente sale de esa manera. Todo es por amor. Todo es bueno”.

El entrenador de los Yankees, Aaron Boone, destacó el reto único que supone atrapar a Gerrit Cole, cuyo meticuloso estilo requiere una concentración absoluta y una comunicación constante por parte de su backstop. “Exige tu atención durante toda la semana”, recalcó Boone, preparando el terreno para una prueba crucial para el joven receptor Austin Wells.

Boone alabó el progreso defensivo de Austin Wells, haciéndose eco de elogios anteriores y consolidando la expectativa de que probablemente sirva como reserva de Trevino o comparta las tareas de recepción esta temporada. Sin embargo, aunque el potencial ofensivo y el atletismo de Wells podrían llevarle a ampliar sus funciones, Boone insiste en que no hay planes de experimentar con él en otras posiciones como la primera base o la esquina del campo exterior.

El seleccionador mencionó que la versatilidad podría ser un factor a tener en cuenta en el futuro, lo que podría aumentar las opciones del equipo. Sin embargo, por el momento, subrayó la importancia de que Wells se concentre únicamente en familiarizarse con el cuerpo de lanzadores y con su papel de receptor.

Austin Wells, decidido a acallar las dudas

El receptor de los Yankees Austin Wells entra en la temporada 2024 con un chip en el hombro. Aunque su breve debut en 2023 mostró destellos de brillantez, su papel junto al veterano José Treviño sigue siendo incierto. La presencia de Ben Rortvedt, que impresionó defensivamente el año pasado, en particular con el as Gerrit Cole, añade otra capa de competencia, especialmente teniendo en cuenta la falta de opciones de Rortvedt en las ligas menores.

Sin embargo, Austin Wells, de 24 años, está lejos de desanimarse. Considera los retos de su año de novato no como obstáculos, sino como peldaños en su camino para consolidarse. Está decidido a aprender de sus experiencias, perfeccionar sus habilidades y demostrar a sus escépticos que están equivocados.

Austin Wells manifestó que había integrado en su régimen de pretemporada la confianza adquirida con los éxitos y las experiencias de aprendizaje del año pasado. Mencionó que su paso por las grandes ligas había reforzado su confianza de cara a la próxima temporada, a pesar de seguir siendo considerado un novato.

Aaron Boone expresó su expectación por ver el potencial de Austin Wells y lo que podría lograr. El seleccionador señaló que el receptor ha progresado notablemente durante el invierno y se ha posicionado para competir por un puesto en la lista de las grandes ligas. Además, expresó su confianza en que Austin Wells siga mejorando ofensivamente con el tiempo.

El receptor de los Yankees Austin Wells baja de un autobús en el Complejo de entrenamiento de Tampa en 2023.
arielephotography

Austin Wells ha empezado mejor que el año pasado. Durante el día inicial de los entrenamientos de primavera de 2023, sufrió lo que parecía ser una lesión en el oblicuo derecho. Sin embargo, una resonancia magnética posterior reveló una fractura en la 12ª costilla. Esta lesión le apartó de los entrenamientos de primavera y retrasó su regreso a los partidos hasta finales de abril.

“Es genial estar aquí esta vez”, dijo.

Mientras los Yankees se hundían en el cuarto puesto de la AL Este, Austin Wells se convirtió en un rayo de esperanza. El joven receptor, que ascendió de Doble-A a Triple-A a mitad de temporada, acumuló unos impresionantes .802 OPS en 33 partidos antes de ser convocado a finales de temporada junto a su compañero Jasson Domínguez.

Su debut, sin embargo, fue una montaña rusa. Tras un comienzo flojo (3 de 29, 0,103), Wells encontró su ritmo, con 13 de 41 (,317) en sus últimos 11 partidos. Terminó la temporada con una respetable media de .229, 4 jonrones y 13 carreras impulsadas, demostrando su potencial ofensivo.

Pero aún persisten las dudas sobre su defensa. Las preocupaciones en torno a su fuerza de brazo y su capacidad de bloqueo, que prevalecen desde la universidad, no se han disipado. Las estadísticas del año pasado muestran una imagen mixta: ocupó el puesto 60 en bloqueos por encima de la media y empató en el 39 en carreras de encuadre de receptor, mientras que sólo logró 3 robos en 20 intentos.

Sin embargo, hay puntos brillantes. Austin Wells presumió de un prometedor tiempo de lanzamiento (1,91 segundos, 15º en la general) y una fuerza de brazo respetable (80,6 mph, 28º en la general) la temporada pasada, y entra en los entrenamientos de primavera confiado en su brazo lanzador.

Expresó que se había hecho mucho hincapié en los lanzamientos y que sentía que estaba en una buena posición con su brazo, señalando que era lo mejor que había sentido y lo más fuerte que había estado. Austin Wells expresó su expectación por ver cómo se trasladaba a un partido.

Austin Wells muele bajo el sol de Tampa

austin-wells-new-york-yankees
Twitter-NYY

Austin Wells no sólo se presenta a los entrenamientos de primavera; lleva viviéndolos desde noviembre. Mientras muchos jugadores disfrutaban de su temporada baja, Wells se instaló en Tampa, dedicándose al complejo de desarrollo de jugadores de los Yankees. Su concentración se basa en el deseo de acallar a los escépticos y consolidar su puesto tras el plato.

¿La clave de su mejora defensiva? Aprender de los mejores. Los entrenadores de ligas menores Aaron Bossi y Aaron Gershenfeld fueron sus mentores durante el invierno y le ayudaron a perfeccionar su mecánica de bloqueo, encuadre y lanzamiento. El ataque tampoco se descuidó. Austin Wells perfeccionó su selección de lanzamientos, con el objetivo de dar rienda suelta a su potente swing en el notoriamente corto porche del jardín derecho del Yankee Stadium. Los Yankees están salivando ante la perspectiva, soñando con el daño que podría hacer.

El seleccionador Aaron Boone ve que la dedicación da sus frutos. Reconoce que Austin Wells se ha colocado en una posición privilegiada para lograr sus objetivos. Pero hablar es barato; en los entrenamientos de primavera es donde se ponen a prueba los sueños. ¿Podrá traducir sus entrenamientos invernales en éxitos sobre el terreno de juego? ¿Podrá superar las persistentes dudas defensivas y exhibir sus dotes ofensivas? La presión es grande, pero el escenario está preparado para que brille.

¿Qué le parece? Deje su comentario a continuación.

Table of Contents

Artículos Relacionados:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Join the Pinstripes Nation!

Your Daily Dose of Yankees Magic Delivered to Your Inbox

You have Successfully Subscribed!

No te pierdas las últimas noticias, rumores y ofertas exclusivas de los Yankees.