Aaron Judge aprovecha la segunda oportunidad y resucita su bate

Aaron Judge playing during an game between the New York Yankees vs. Oakland Athletics, on April 24, 2024
Michael Bennington
jueves abril 25, 2024

El martes, Aaron Judge tuvo una segunda oportunidad de batear después de que el árbitro anulara una bola y dictaminara que era un balk. Inmediatamente aprovechó la oportunidad y conectó un jonrón de dos carreras para salir de su mala racha. Si bien dio a Aaron Judge un hito histórico en el Bronx, los Yankees llevaron adelante la ventaja para registrar una victoria por 7-3 sobre los Oakland Athletics.

El marcador marcaba ceros en la primera entrada, cuando Juan Soto empezó la primera con un retirado. Aaron Judge se dirigió a la caja de bateo, con la madera bien agarrada, dispuesto a enfrentarse al lanzador de Oakland Joe Boyle. Con 1-2, Boyle lanzó una bola rápida, y Aaron Judge la vio navegar por la zona sin tocarla, aparentemente perforada. Cuando el bateador de los Yankees giró hacia el banquillo, se produjo un giro inesperado.

Aaron Judge había comenzado su caminata de fracaso percibido cuando la decisión del árbitro de home plate rompió la expectación. “¡Bola!”, dictaminó el árbitro, ante la incredulidad de Boyle y el desconcierto de los jugadores de los Athletics. En ese momento, se manifestó la redención de Judge: un aplazamiento de un bateo desperdiciado transformado en una oportunidad renovada en el plato.

El juez de línea Nick Mahrley anuló a Aaron Judge, pero antes de que se diera por concluida la entrada, el juez de tercera base John Tumpane señaló un balk sobre Boyle. Al parecer, Boyle no se había colocado completamente con las manos durante su entrega, lo que concedió un indulto a Aaron Judge.

De repente, en lugar de un out, Soto se encontró en segunda base con una oportunidad de oro para Aaron Judge. Boyle, imperturbable ante la llamada de balk, optó por una estrategia similar, lanzando una bola rápida baja en el borde exterior del plato. Esta vez, Aaron Judge aprovechó su segunda oportunidad. Se balanceó con autoridad y lanzó la pelota a las gradas del jardín derecho para conseguir un jonrón de dos carreras que puso a los Yankees 2-0 arriba.

Este momento crucial encendió la ofensiva de los Yankees, impulsándoles hacia una cómoda victoria por 7-3. Al recordar la jugada que cambió el partido, Judge admitió cierta confusión inicial. “Fue un lanzamiento rápido”, dijo Aaron Judge. “No sabía lo que estaba pasando. Vi a Soto saludando, saludando, vuelve (al palco), vuelve”.

El cuadrangular de Aaron Judge, impulsado por la inesperada llamada a filas, puso en marcha el ataque de los Yankees y marcó la pauta de su victoria.

La ofensiva de los Yankees liderada por Aaron Judge deslumbra

A pesar de un flojo comienzo de temporada, con bateadores clave con dificultades en el plato, el director general de los Yankees de Nueva York, Brian Cashman, mantuvo la calma. Ante una alineación necesitada de chispa, Cashman mostró confianza, reconociendo el escenario ideal de bateo consistente, pero restando importancia a las preocupaciones inmediatas. “Nos gustaría que todos funcionaran a pleno rendimiento en todo momento durante toda la temporada”, admitió Cashman a los periodistas, “pero eso no es realista”.

Juan-Soto-new-york-yankees
X-NYY

La fe de Cashman pareció dar sus frutos de forma dramática el miércoles por la noche. Varios bateadores que hasta entonces habían tenido problemas, sobre todo Aaron Judge y Anthony Rizzo, se animaron en el plato y lanzaron sus propios jonrones. Juan Soto, al rojo vivo, añadió otra bola larga a la mezcla, llevando a los Yankees a una dominante victoria por 7-3 sobre los Athletics ante una enérgica multitud de 31.179 espectadores en el Yankee Stadium.

La explosión de dos carreras de Aaron Judge no sólo impulsó ofensivamente a los Yankees, sino que también tuvo un significado histórico. Este altísimo jonrón, el 261º de su carrera, superó la marca de Derek Jeter, colocándole noveno en la clasificación histórica de jonrones de los Yankees. El ambiente electrizante continuó a medida que se desarrollaba la noche.

Los Atléticos, por su parte, soportaron una noche de errores que benefició a los Yankees. En la segunda entrada, Oswaldo Cabrera aprovechó una oportunidad perdida cuando Abraham Toro, el segunda base de los A’s, se escapó de un posible foul, lo que permitió a Cabrera conseguir una base después de luchar con lanzamientos adicionales. En la tercera entrada se produjo otro error defensivo. Con las bases llenas, Rizzo bateó un golpe en el suelo que podría haber dado lugar a una doble jugada, pero el lanzamiento erróneo del primera base de Oakland Ryan Noda a la segunda base impidió el out.

Este impresionante despliegue ofensivo de los Yankees, unido a los apuros defensivos de los A’s, proporcionó una victoria convincente y una inyección de confianza muy necesaria para los Bombarderos del Bronx.

Los Yankees machacan a los A’s con bombas

aaron-judge-new-york-yankees
X-@TalkinYanks

A pesar de un fuerte comienzo con una ventaja de 4-0, la ofensiva de los Yankees siguió recortando, aprovechando un error defensivo en la cuarta entrada para ampliar su ventaja. Un fly de sacrificio de Juan Soto anotó otra carrera, aumentando el marcador a 5-0.

Soto no terminó de contribuir, lanzando su sexto jonrón de la temporada en la sexta entrada. El disparo en solitario, que apenas superó el muro del jardín central, proporcionó un respiro adicional a los Yankees.

El partido también marcó un punto de inflexión para varios bateadores que hasta entonces habían tenido problemas. Aaron Judge, que entró en el partido bateando un magro .174 con un OPS de .645, dio señales de vida. Tras una actuación de 2 de 5, su media subió a .191 y su OPS mejoró a .702. Del mismo modo, Anthony Rizzo, que sólo había conseguido un jonrón en sus primeros 23 partidos, ahora ha logrado dos en sus dos últimos encuentros. El jardinero novato Austin Wells, que tuvo una media de 0,086 en sus primeros 14 partidos, por fin se mostró prometedor al conseguir dos sencillos.

Anthony Volpe, otro joven jugador que se enfrentaba a retos tras ser ascendido a primer delantero, también tuvo una actuación destacada. Tras un toque bien colocado de Wells, Volpe anotó un par de hits, marcando su primer partido multi-hit desde el 14 de abril. Su batazo al jardín derecho esquivó el guante de Lawrence Butler y rodó hasta la pared, consiguiendo un triple RBI.

Gleyber Torres, que había estado sumido en una mala racha de 1 de 17, también contribuyó con un sencillo clave en la séptima entrada, ayudando a fabricar otra carrera. El dominio ofensivo de los Yankees se acentuó aún más por el hecho de que todos los jugadores de la alineación titular, excepto Oswaldo Cabrera, llegaron a base segura.

La pareja Judge-Soto profundiza por primera vez

aaron-judge-juan-soto-new-york-yankees
AP

La noche fue testigo de una primicia histórica para los Yankees: sus compañeros de equipo Aaron Judge y Juan Soto lanzando sendos jonrones en el mismo partido. La explosión de Aaron Judge, que en un principio pareció un strikeout que se convirtió en un jonrón gracias a un aviso de balk, supuso la primera vez que se lograba esta hazaña.

El entrenador Aaron Boone, conocido por su ingenio seco, no pudo resistirse a una analogía juguetona. Con un tono inexpresivo, comparó la sensación con “disfrutar de una bebida caliente en un día frío”. Este comentario desenfadado provocó una carcajada de Aaron Judge, que lo reconoció como una “gran frase”. El capitán de los Yankees se hizo eco del sentimiento de Boone y añadió: “Cada victoria nos da esa sensación acogedora, así que añadir otra victoria a la cuenta sienta muy bien.”

Esta victoria propulsó a los Yankees a su segunda victoria consecutiva, proporcionándoles un impulso muy necesario al embarcarse en un exigente viaje por carretera. El fin de semana se enfrentarán a los Cerveceros de Milwaukee, líderes de la Liga Nacional Central, antes de viajar a Baltimore para una serie de cuatro partidos contra los Orioles.

Actualmente líderes de la Liga Americana Este con un récord de 17-8, los Yankees tienen una escasa ventaja de medio partido sobre los Orioles. Una victoria el jueves aseguraría una barrida en la serie contra los A’s y consolidaría aún más su posición en lo alto de la división.

¿Qué le parece? deje su comentario a continuación.

Table of Contents

Artículos Relacionados:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Join the Pinstripes Nation!

Your Daily Dose of Yankees Magic Delivered to Your Inbox

You have Successfully Subscribed!

No te pierdas las últimas noticias, rumores y ofertas exclusivas de los Yankees.