La gran noche ofensiva de Oswaldo Cabrera permite a los Yankees vencer a los Astros

oswaldo-cabrera-new-york-yankees

Oswaldo Cabrera emergió como un monstruo ofensivo para los Yankees el viernes por la noche, impulsándolos a una convincente victoria por 7-1 sobre los Astros de Houston en Minute Maid Park. Tras su impresionante actuación en el partido inaugural del jueves, en el que bateó un jonrón que empató el partido, volvió a dar un recital ofensivo, bateando cuatro veces en cinco turnos e impulsando tres carreras.

Oswaldo Cabrera, titular en la tercera base debido a la lesión de DJ LeMahieu, no ha tardado en hacerse notar. Su actuación de cuatro hits del viernes, unida a sus dos hits del jueves, le permite acumular seis hits en sólo los dos primeros partidos de la temporada. Esta buena racha prolonga la impresionante actuación de Oswaldo Cabrera en los entrenamientos de primavera, donde concluyó con un fulgurante promedio de bateo de 0,375 después de 9 de 24 en el plato.

La ofensiva de Oswaldo Cabrera continuó en la octava entrada, convirtiendo un partido reñido en una goleada. Junto con su compañero de equipo Juan Soto, encabezó una remontada en las postrimerías del partido que consolidó el dominante inicio de temporada de los Yankees (2-0). Con esta victoria, se han asegurado al menos una división de la serie contra los Astros en el enfrentamiento a cuatro partidos.

Los Yanks se recuperan tras el primer partido de 4 hits de Oswaldo Cabrera

oswaldo-cabrera-new-york-yankees
X-@YankeeWRLD

Oswaldo Cabrera consiguió un improbable puesto de titular el día de la inauguración y respondió conectando el primer jonrón de los Yankees que empató el partido y ayudó a su equipo a remontar y ganar. En el segundo partido contra los Astros, incluso fue un paso más allá con su ofensiva e impulsó a los Yankees a una contundente victoria por 7-1 sobre los Astros.

Con una desventaja de 1-0 tras seis entradas, Oswaldo Cabrera logró un sencillo decisivo ante el relevista Tayler Scott en la séptima entrada, anotando una carrera y empatando el partido. Este golpe decisivo fue el epítome de su impresionante racha de dos partidos, en los que ha acumulado un notable registro de 6 de 9 en el plato, con un jonrón, un doble y cuatro carreras impulsadas.

“Ves a todos los compañeros haciendo grandes cosas e intentando demostrar que nunca nos rendimos”, declaró tras el partido.

Al reflexionar sobre la victoria del equipo, Oswaldo Cabrera destacó el esfuerzo colectivo: “Enfrentamos algunas adversidades al principio, pero nunca nos rendimos”. Reconoció sus contribuciones personales, mencionando su actuación de 2 de 4 con un jonrón que empató el partido el día de la inauguración como parte del espíritu ganador del equipo.

Las tornas cambiaron para los Yankees en la crucial séptima entrada. El sencillo anotador de Oswaldo Cabrera, combinado con una base por bolas de Juan Soto, impulsó a los Yankees. Este estallido ofensivo capitalizó los problemas del bullpen de Houston después de la dominante actuación de seis entradas de Cristian Javier para los Astros.

La octava entrada fue testigo de una debacle defensiva de Houston. Errores del campocorto Jeremy Peña y del lanzador Parker Mushinski en jugadas consecutivas abrieron la puerta para dos carreras adicionales de los Yankees. Oswaldo Cabrera aprovechó la oportunidad y anotó dos carreras más con un sencillo por el centro, lo que supuso el primer partido de cuatro hits de su carrera. Culminó su impresionante noche con otro sencillo de dos carreras, consolidando aún más su valor como el bateador número 9 de los Yankees.

El mánager Aaron Boone se hizo eco de los elogios a la actuación de Oswaldo Cabrera, calificándola de “absolutamente impresionante”. Boone alabó la capacidad de Cabrera para dar la talla en momentos cruciales, destacando su destreza ofensiva y su ética de trabajo. Expresó su alegría al ver la dedicación del jugador recompensada con tanto éxito.

“Ha sido increíble”, dijo el director. “¿Qué se puede decir? Ha cumplido en sus dos primeros partidos. Ha estado en medio de todo. Es muy bueno verle batear así y contribuir ofensivamente así, porque entonces se convierte en alguien muy valioso. Me alegro por él. Sé lo duro que trabaja”.

Juan Soto llega en el mejor momento para los Yankees

El excelente debut de Juan Soto ayuda a los Yankees a vencer a los Astros por 5-4 en Houston el 28 de marzo de 2024.
NYY

Los Yankees de Nueva York continuaron su racha ganadora el viernes por la noche, derrotando a los Astros de Houston por 7-1 para asegurar una ventaja de 2-0 en la serie. Oswaldo Cabrera se erigió en el héroe ofensivo, con un decisivo sencillo que empató el partido en la séptima entrada, antes de anotar dos carreras más con otro sencillo en la octava.

El hit de Cabrera que empató el partido fue sólo el comienzo de una gran séptima entrada para los Yankees. Dos bateadores más tarde, con las bases llenas, Juan Soto se embasó ante el relevista Rafael Montero para poner a los Yankees por delante 2-1. Este estallido ofensivo se aprovechó de un bullpen de Houston inestable después de la dominante salida de seis entradas de Cristian Javier.

La tensión aumentó en la parte alta de la séptima cuando el relevista de los Astros Tayler Scott golpeó a Gleyber Torres en la mano con una bola rápida de 93 mph. Esto cargó las bases, pero Torres demostró agallas al permanecer en el partido durante un corto periodo de tiempo a pesar del golpe. Acabó saliendo por molestias, pero su breve perseverancia contribuyó a la ocasión de gol.

Reflexionando sobre el enfoque ofensivo del equipo, Soto, que hizo 3 de 4 con una carrera impulsada y un paseo, destacó la importancia de la calidad de los bateos. Destacó que el equipo se centra en la disciplina en el plato, en aprovechar al máximo las oportunidades y en alargar los turnos de bateo, un enfoque que se inculcó durante los entrenamientos de primavera y que ahora está demostrando su eficacia en la temporada regular.

Las habilidades defensivas de Soto también brillaron con luz propia. Poco después de que los Yankees tomaran la delantera, realizó una espectacular atrapada en el jardín central derecho durante la parte baja de la séptima, robando a los Astros una posible oportunidad de anotar. Esta joya defensiva ejemplificó la actuación redonda de los Yankees.

El lanzador abridor Carlos Rodón, que sólo permitió una carrera en 4 ⅓ entradas de trabajo, reconoció las importantes contribuciones de sus compañeros de equipo. En tono jocoso, elogió la destreza defensiva de un compañero de equipo, destacando la importancia de su papel tanto en el lanzamiento como en el fildeo, aunque no mencionó su nombre.

A pesar de las molestias provocadas por una torcedura de tobillo sufrida a principios del partido, Soto aseguró a todos que estaría listo para el siguiente encuentro, indicando que el dolor había disminuido a medida que avanzaba la noche.

“Estoy jugando a [Saturday],” insistió.

Cuando se registró el último out, el estadio retumbó con cánticos de “Let’s go Yankees”, un testimonio del inquebrantable apoyo al equipo en la carretera.

¿Qué le parece? Deje su comentario a continuación.

Table of Contents

Artículos Relacionados:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Join the Pinstripes Nation!

Your Daily Dose of Yankees Magic Delivered to Your Inbox

You have Successfully Subscribed!

No te pierdas las últimas noticias, rumores y ofertas exclusivas de los Yankees.