La dura salida de Carlos Rodon pone en duda la inversión de 162 millones de dólares de los Yankees

carlos-rodon-new-york-yankees

Una vez más, la actuación de Carlos Rodón deja mucho que desear. El zurdo, firmado por los Yankees por un contrato de seis años y 162 millones de dólares durante la temporada baja, tuvo problemas durante cuatro entradas el martes. Cedió cuatro hits, cuatro carreras limpias, cuatro bases por bolas y dos jonrones, lo que supuso un duro golpe para muchos aficionados de los Yankees que esperaban que fuera el líder de la rotación.

Carlos Rodón reconoció que le hubiera gustado tener un mejor desempeño durante el partido que terminó en derrota 5-2 en el Yankee Stadium.

Aunque Carlos Rodón tuvo algunos momentos prometedores en dos de sus cinco salidas esta temporada, las otras tres actuaciones fueron mediocres, incluyendo el partido del martes contra los Rays, que resultó en la segunda derrota de los Yankees en la serie de tres partidos. Esto pone en el punto de mira la costosa adquisición de los Yankees.

Carlos Rodón cayó en la trampa de los Rays

Carlos Rodon declaró que no se sintió fatigado durante el partido. Pero reconoció que la alineación de los Rays le hizo trabajar duro. Consiguieron hacer un contacto sólido con sus buenos lanzamientos, y reconoció su fuerza como un formidable orden de bateo.

En la segunda y tercera salidas de la temporada de Carlos Rodón contra los Rockies (14 de julio) y los Angels (19 de julio), hubo sorprendentes similitudes. Permitió un total de ocho hits, 10 carreras ganadas, siete bases por bolas y tres jonrones en sólo 9 ¹/₃ entradas.

Carlos Rodon reconoció que sintió que el slider estaba funcionando bien durante la semana previa al partido, pero desafortunadamente, no funcionó como se esperaba durante el juego real, y los Rays lo capitalizaron.

“Lo sentí a veces a lo largo de esta semana previa, pero encontré el deslizador en la zona y simplemente no apareció durante el partido y me lo hicieron pagar”.

Aaron Boone culpó a los “largos turnos de bateo

Carlos Rodon y el mánager Aaron Boone atribuyeron el problema a los bateos prolongados. El capitán de los Yankees explicó que la lucha se debió a que los bateadores prolongaron los turnos, lo que provocó que Carlos Rodón se enfrentara a desafíos. Señaló que la bola rápida de Rodon fue eficaz en la parte superior de la zona, pero los bateadores lograron estropear múltiples lanzamientos, lo que resultó en unas cuantas bases por bolas.

Boone observó que el equipo contrario se las arregló para superar a Carlos Rodon realizando constantemente bateos duros y largos contra él. Durante el partido, el abridor de los Yankees se encontró en cuatro bateos de cuenta completa y cinco batallas de cuenta 2-2, lo que contribuyó a un descenso de su récord a 1-4 y a un aumento de su ERA a 6,29.

Carlos Rodon reconoció que se sintió inconsistente en algunos momentos del partido, declarando: “Sí, seguro”. Señaló casos como el walk inicial en la segunda entrada y quedarse atrás en la cuenta, lo que permitió a los Rays sacar provecho y hacérselo pagar. El titular también admitió sus dificultades con el mando de la bola rápida.

Carlos Rodón expresó la necesidad de seguir perfeccionando su juego y mencionó que trabajaría los cinco días durante la próxima semana.

¿Qué le parece? Deje su comentario a continuación.

Table of Contents

Artículos Relacionados:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Join the Pinstripes Nation!

Your Daily Dose of Yankees Magic Delivered to Your Inbox

You have Successfully Subscribed!

No te pierdas las últimas noticias, rumores y ofertas exclusivas de los Yankees.