La bolsa de tercera base arruina la fiesta de los Yankees y compensa el 21º HR de Volpe

The turning point in the Yankees vs. Pirates game on Sept 17, 2023. at PNC Park.

Los Yankees eran conscientes de sus escasas esperanzas de llegar a los playoffs en las dos últimas semanas de la temporada y lucharon valientemente para barrer la serie contra los Pirates. Con un home run de Anthony Volpe, volvieron a empatar el partido. Sin embargo, un batazo que rebotó en la bolsa de tercera base engañó a Oswald Peraza y permitió a los Pirates recuperar la ventaja y derrotar a los Yankees por un escaso margen de 3-2.

Carlos Rodon tuvo la oportunidad de resarcirse en el PNC Park, y realizó su salida más impresionante de la temporada, aunque el resultado final no cambió. Era la primera vez que lanzaba hasta la séptima entrada con uniforme de rayas y ponchó a 10 bateadores, la cifra más alta de la temporada. Sin embargo, los Yankees desaprovecharon su gran actuación y acabaron perdiendo por 3-2 ante los Pirates.

A pesar de su reciente viaje de 5-2, los Yankees (76-74) perdieron una oportunidad crucial de barrer a los Pirates (70-80), una hazaña que probablemente necesitaban para tener alguna remota posibilidad de llegar a los playoffs. A falta de 12 partidos para el final de la temporada, están 6 partidos y medio por detrás del último puesto de comodín de la Liga Americana.

Los yanquis rebotaron

Los Yankees lucharon por conseguir un hit en las cinco entradas iniciales del partido, enfrentándose a Colin Selby durante dos entradas y luego al diestro Andre Jackson. Esta sequía ofensiva les hizo ir perdiendo por 2-0. Sin embargo, Estevan Florial rompió la racha sin hits con un sencillo en la sexta entrada y anotó desde la primera base en el doble de DJ LeMahieu en la línea del jardín izquierdo.

Carlos Rodon comenzó el partido con fuerza, retirando a los seis primeros Piratas a los que se enfrentó. Sin embargo, en la tercera entrada, Jared Triolo inició el marcador con un doble en el jardín central derecho, seguido de un sencillo RBI de Liover Peguero, poniendo a los Pirates por delante 1-0.

En la cuarta entrada, el titular de los Yankees logró un hito en su carrera al registrar el strikeout número 1.000 de su carrera cuando ponchó a Ke’Bryan Hayes. Sólo dos lanzamientos después, el ex jugador de los Yankees Miguel Andújar conectó un jonrón contra el poste de foul del jardín derecho, ampliando la ventaja de los Piratas a 2-0.

El primer hit de los Yankees en el partido fue un sencillo a la derecha-centro de Estevan Florial en el primer lanzamiento de la sexta entrada. DJ LeMahieu siguió con un doblete RBI dentro de la bolsa de tercera base.

Anthony Volpe igualó el marcador a 2 con un cuadrangular de 417 pies al centro en la séptima entrada, que supuso su 21º cuadrangular.

Sin embargo, el punto de inflexión llegó en la mitad inferior de la séptima entrada. Rodon permitió un doblete de un out a Jared Triolo, pero ponchó a Alika Williams. Jason Delay bateó una línea hacia la tercera base. Oswald Peraza estaba colocado en profundidad y cerca de la línea, listo para atrapar la pelota y hacer un lanzamiento largo a primera. Aunque hubiera sido una jugada difícil, estaba a su alcance. En su lugar, la pelota golpeó la bolsa y rebotó en territorio de falta por la línea del jardín izquierdo, permitiendo a Triolo anotar y dar a los Piratas la ventaja.

Boone mencionó que hubo un desafortunado rebote en la bolsa.

Rodon (3-6, 5.90 ERA) estaba incrédulo. A pesar de su gran actuación, vio cómo su actuación llegaba a su fin tras establecer récords personales con 6 2⁄3 entradas lanzadas, 103 lanzamientos efectuados y empatar el récord de su carrera en ponches con 10 mientras jugaba para los Yankees.

En la novena entrada, los Yankees tuvieron una última oportunidad cuando Austin Wells estrelló un doblete con un out en el jardín central. Sin embargo, sus aspiraciones de remontada se vieron truncadas cuando David Bednar ponchó a Volpe y Peraza para concluir el partido.

Los Yankees contraatacaron

Después de conseguir su tercera victoria consecutiva el sábado y reducir la diferencia a seis partidos con respecto al último puesto de comodín de la Liga Americana a falta de 13 partidos, los Yankees entraron en el partido del domingo con sólo un 0,9% de posibilidades de llegar a los playoffs, según FanGraphs. Baseball Reference era aún más pesimista, dándoles apenas un 0,3% de posibilidades.

giancarlo-stanton-ny-yankees
X/New York Yankees

Para poder aspirar seriamente a los playoffs, los Yankees necesitaban circunstancias favorables y la ayuda de otros equipos. Lo que no necesitaban el domingo era una bola por el suelo en la séptima entrada que rebotó desafortunadamente en la bolsa de la tercera base, lo que provocó un doblete que condujo a la carrera decisiva en la victoria por 3-2 de los Pirates.

El partido estaba empatado a 2-2 con dos outs y un corredor en segunda en la séptima entrada, tras un tercer strike fallido de Rodon. Jason Delay golpeó una bola de tierra que golpeó la bolsa de tercera base y rebotó en territorio foul, permitiendo a los Piratas tomar la delantera.

El lanzador perdedor Carlos Rodón reconoció que era parte del juego y mencionó que deseaba que la bola no golpeara la bolsa, expresando su deseo de conseguir el ponche y mantener el juego en 2-2.

Los Yankees, que recientemente habían ganado 14 de sus últimos 19 partidos, tienen ahora un récord de 76-74. Aunque sus posibilidades de playoffs siguen existiendo, penden de un hilo y están tan cerca de cero como uno pueda imaginar.

Boone declaró antes del partido que no podían predecir lo que podría suceder, ya que en el béisbol suelen ocurrir cosas extrañas. Hizo hincapié en la importancia de jugar bien, ocuparse de su propio rendimiento y jugar bien al béisbol a medida que avanzan. Boone mencionó que evaluarían su situación al final.

Los Yankees necesitarían superar a dos de los tres equipos (Texas, Toronto y Seattle) que actualmente les preceden para asegurarse una de las dos últimas plazas de comodín. El equipo jugará seis partidos contra los Blue Jays, con una serie de tres partidos que comenzará en casa el martes. Sin embargo, no se enfrentarán a los Rangers ni a los Mariners.

Aaron Judge transmitió el mensaje de que necesitaban salir y conseguir algunas victorias. Subrayó que no estaban fuera de combate y que seguirían luchando.

¿Qué le parece? Deje su comentario a continuación.

Table of Contents

Artículos Relacionados:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Join the Pinstripes Nation!

Your Daily Dose of Yankees Magic Delivered to Your Inbox

You have Successfully Subscribed!

No te pierdas las últimas noticias, rumores y ofertas exclusivas de los Yankees.