Él es el responsable”: Un árbitro justifica la vergonzosa expulsión de Aaron Boone para salvar el pellejo

Aaron Boone, player of the new york yankees
Amanda Paula
lunes abril 22, 2024

Los Yankees han estado arrastrando los pies por la colina durante las últimas semanas. La raíz de esos problemas puede confundirse con su anémico ataque, pero también con algún que otro error defensivo, como ocurrió durante la derrota por 2-0 que sufrieron el lunes por la tarde contra los Atléticos de Oakland. En aquella ocasión, elentrenador de los Yankees , Aaron Boone, fue expulsado enla primera entrada después de que un aficionado con camiseta azul se fuera de la lengua, profiriendo insultos contra el árbitro Hunter Wendelstedt.

Boone reacciona a las expulsiones injustas, el árbitro Hunter Wendelstedt mantiene su decisión

Hunter Wendelstedt, el árbitro, expulsa a Aaron Boone, el mánager de los Yankees de Nueva York, durante la primera entrada del partido contra los Atléticos de Oakland en el Yankee Stadium el 22 de abril de 2024. El estadio está situado en el Bronx, Nueva York, EE.UU.
AP

Un reciente partido de los Yankees se vio empañado por la polémica cuando el mánager Aaron Boone fue expulsado por el juez de home Hunter Wendelstedt a los cinco lanzamientos de la primera entrada. El incidente dejó a la mujer de Carlos Rodón, Ashley, echando humo, lo que la llevó a desahogarse en Twitter: “SOY TAN DÉBIL. Le han echado por los gritos de un aficionado. Esto es taaaan basura”.

Boone, aún incrédulo tras el partido, calificó la situación de “vergonzosa” y admitió: “No podía creerlo”. Mantuvo que no dijo nada que justificara la expulsión, afirmación respaldada por las repeticiones de televisión.

Todo surgió a raíz de la queja de Boone por una señal de “swing controlado” en el bate anterior. Wendelstedt hizo una advertencia al banquillo de los Yankees, y cuando un aficionado que estaba detrás de ellos abucheó al árbitro poco después, Wendelstedt atribuyó erróneamente la burla al silencioso Boone.

“Mentira-. ¿Cómo que no te importa? No he dicho ni una palabra. Estaba encima de nuestro banquillo”, protestó acaloradamente Boone al enfrentarse a Wendelstedt, que se mostró impasible y replicó: “Me da igual quién lo haya dicho. Te vas”.

La defensa de Wendelstedt tras el partido fue curiosa. Afirmó que “había mucha tensión” tras un incidente anterior y que oyó “un golpe bajo” desde el “extremo más alejado del banquillo”. Aunque reconoció que Boone señaló a un aficionado concreto, Wendelstedt se mantuvo firme: “Aaron Boone es el manager… y es responsable de todo lo que ocurre en ese banquillo”.

El fogoso Boone prometió llevar el asunto ante la MLB, aunque no consideró que su volátil reputación influyera en esta decisión. “Estoy seguro de que es la naturaleza humana; obviamente soy más fogoso y vocal que otros… pero en general siento que se me trata con justicia”.

Jugadores de los Yankees como Anthony Rizzo se quedaron atónitos, y el primera base admitió que “nunca había visto a un mánager expulsado tan rápidamente”. Rodon, que dominó en el montículo, dijo: “Vi al aficionado señalándose a sí mismo… aparentemente intentando quitarle hierro a Boone”.

Como dijo Boone: “Me atacó con fuerza”. Wendelstedt, por su parte, se lo quitó de encima: “Si viera a Aaron… me preguntaría dónde voy a cenar. Espero que se lo pase bien con su familia esta noche”.

¿Qué ha ocurrido?

Aaron Boone manager de los yankees de nueva york
newsday

Se ha identificado al individuo responsable de la expulsión de Aaron Boone del partido de los Yankees . Boone fue expulsado por el juez de home Hunter Wendelstedt a los pocos minutos de empezar el partido del lunes contra los A’s en el Yankee Stadium, tras un desacuerdo iniciado por la queja de un aficionado que Wendelstedt atribuyó erróneamente al entrenador de los Yankees.

Poco después del incidente, la Red YES hizo una aclaración. Según el locutor Ryan Ruocco, el aficionado de la camiseta azul fue el que llamó la atención de Wendelstedt con un comentario, lo que llevó al árbitro a expulsar a Boone, que se apresuró a afirmar su inocencia: “¡Vaya! Yo no he dicho nada”.

Además, el entrenador de banquillo de los Yankees, Brad Ausmus, aclaró que, en efecto, se trataba de un comentario de un aficionado, pero Wendelstedt, según captó el audio, replicó despectivamente con un “¡Me da igual!”.

La expulsión se produjo en la parte alta de la primera entrada tras un lanzamiento de Carlos Rodon a Tyler Nevin. Boone, convencido de que él no era la fuente de la queja que irritó a Wendelstedt, se enfrentó al árbitro tras la despectiva respuesta de éste.

Boone había expresado anteriormente su descontento con la decisión de Wendelstedt sobre el primer bateador del partido, Esteury Ruiz, argumentando que Ruiz no había bateado el lanzamiento que le había golpeado, por lo que se le concedió la primera base. La expulsión de Boone supuso su segunda de la temporada, y Ausmus se hizo cargo del equipo durante el resto del partido.

El suceso puso de relieve la dinámica, a veces tensa, entre los directivos y los árbitros que llevan la voz cantante.

¿Qué ha ocurrido? Deje su comentario a continuación.

Table of Contents

Artículos Relacionados:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Join the Pinstripes Nation!

Your Daily Dose of Yankees Magic Delivered to Your Inbox

You have Successfully Subscribed!

No te pierdas las últimas noticias, rumores y ofertas exclusivas de los Yankees.